jueves, 11 de septiembre de 2014

CLÍNICA QUE ATENDIÓ A JOAN RIVERS NIEGA RESPONSABILIDAD

11 de Septiembre 2014

La clínica de Manhattan en donde la comediante Joan Rivers sufrió un problema cardiaco antes de morir, cuestionó un reporte en el que se dijo que el incidente ocurrió durante una biopsia de sus cuerdas vocales.

Un vocero de la clínica de Endoscopia de Yorkville habló con CNN, en la primera declaración de la clínica desde que Rivers cayó enferma durante un procedimiento de garganta.

Si bien las leyes federales de privacidad limitan lo que los proveedores médicos pueden hacer público, el comunicado cuestiona un reporte de un periódico de Nueva York en el que se cita a una fuente no identificada; la fuente aseguró que un doctor realizó una decisión de último momento, para proceder con bisturí en un crecimiento que se notaba en una de las cuerdas vocales de Rivers”.

“Una biopsia de cuerdas vocales nunca se realizó en la Endoscopia de Yorkville”, refirió el comunicado de la clínica.

Rivers, de 81 años, murió el jueves en el Hospital Mount Sinai de Nueva York, a donde fue trasladada una semana antes, luego de que dejara de respirar y su corazón dejara de latir, durante un tratamiento en la clínica de Yorkville.

Muchas preguntas han emergido sobre que tipo de tratamiento le fue dado a Rivers y qué pudo haber salido mal, teniendo como consecuencia la muerte de la comediante.

Pocas respuestas se han hecho públicas debido a las reglas médicas de privacidad, pero el Departamento de Salud del Estado de Nueva York confirmó que la agencia está investigando el caso.

El comunicado de la clínica también pareció haberse referido a la especulación de que el problema cardiaco de Rivers pudo haber estado relacionado con la anestesia usada para sedarla mientras se le realizaba una endoscopia, que es una cámara larga y flexible usada para examinar la garganta.

“La anestesia general nunca ha sido administrada en la Endoscopia de Yorkville”, destacó el comunicado.

“El tipo de sedantes usados en la Endoscopia de Yorkville están monitoreados por cuidado de anestesia. Nuestros anestesiólogos utilizan sedantes de ligeros a moderados”.

Solamente los doctores con licencia médica que están certificados por un consejo de anestesiólogos, administran anestesia en la clínica, refirió el comunicado.

“Nuestros anestesiólogos monitorean al paciente continuamente, utilizando un equipo de monitoreo y se mantienen al lado de la camilla del paciente en todo el procedimiento y durante su recuperación”, mencionó la clínica.

El comunicado también pareció referirse a las críticas de que Rivers debió haber sido atendida en un hospital, no en una clínica, debido a su edad avanzada.

"La Endoscopia de Yorkville tiene políticas estrictas en el lugar para el criterio de quien se someterá a un tratamiento en el centro, y quienes deberían ir a un hospital”, indicó el comunicado.

“Cualquier paciente es prescrito por su gastroenterólogo, un anestesiólogo y una enfermera con la propiedad para ser tratada en la Endoscopia Yorkville. Algunos pacientes también son prescritos por sus médicos personales”, dijeron los representantes del lugar.

La clínica también está equipada para atender emergencias, incluyendo equipo apropiado para cuando un paciente deja de respirar”, detalló el boletín de la clínica.

"Endoscopia Yorkville tiene todo el equipamiento necesario, incluyendo una fibra óptica disponible para emergencias”, mencionó la clínica. Según el centro médico, todos los doctores están certificados para dar soporte de vida avanzado y muchos de los enfermeros también trabajan en unidades de cuidados intensivos en hospitales y cuartos de emergencias.

Rivers estaba sometiéndose a un procedimiento electivo aparentemente menor en la clínica cuando sufrió un problema cardiaco y respiratorio, según reveló el Departamento de Bomberos de Nueva York.

Los paramédicos la llevaron en ambulancia al Hospital del Mount Sinai, a unos kilómetros de donde está la clínica, en donde fue reportada inicialmente bajo condición crítica. Rivers pasó una semana en soporte de vida antes de morir el pasado 4 de septiembre.

La clínica en donde fue atendida originalmente está siendo investigada por el Departamento de Salud del Estado de Nueva York, informó el vocero James O'Hara

La muerte de Rivers ha causado una investigación de parte de la oficina de los examinadores médicos de Nueva York, informó su vocera Julie Bolcer, a CNN. “La causa y la manera de la muerte de Rivers será anunciada en algún punto”, dijo la funcionaria.

Doug Ganley de CNN contribuyó a este reporte.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada