jueves, 21 de agosto de 2014

ADIOS A MARUXA VILALTA

21 de Agosto 2014
"Hago teatro para vivir, para no atontarme, para no aburguesarme", decía o gritaba antes de golpear con la palma de la mano lo que tuviera cerca. 


Era Maruxa Vilalta Soteras, nacida en Barcelona el 23 de septiembre de 1932, residente en México desde 1939, egresada de Letras Españolas de la UNAM, ganadora del Premio Nacional de Ciencias y Artes en 2010 en el campo de la Literatura y fallecida ayer en la Ciudad de México.

Fueron 81 años de un carácter fuerte que sacudió al teatro mexicano costumbrista.

"A veces decían que (mi teatro) estaba escrito a golpes, a puñetazos"
, afirmaba en 2010, en la cúspide de su reconocimiento.




De su primer montaje, Los desorientados (1962), al último, Con vista a la bahía (2007), había 21 piezas donde la hija de republicanos españoles buscaba un tipo de protesta con sentido social.

"Teatro solitario, el de Maruxa Vilalta permanece fiel a la vocación de francotirador de la generación airada"
, escribió en 1981 Luis de Tavira, actual director de la Compañía Nacional de Teatro.

"Un talento consagrado a la escena teatral"
, dijo ayer como despedida el presidente del Conaculta, Rafael Tovar y de Teresa, cuando fueron velados en el Panteón Francés los restos de quien había tenido la fuerza como bandera.

"Siempre digo la verdad, mi verdad", dejó dicho la dramaturga.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada